IAAM-DF
  bullet Inicio
lin
  bullet Quiénes Somos
lin
  bullet Marco Normativo
lin
  bullet Directorio de Funcionarios
lin
  bullet Ubicación de los Módulos de Atención
lin
  bullet Programas Prioritarios
lin
  bullet Consejo Asesor
lin
  bullet Actividades y Noticias
lin
  bullet Fotogalerías
lin
  PROGRAMAS SOCIALES
  bullet Pensión Alimentaria
lin
  bullet Visitas Domiciliarias
lin
  bullet Visitas Médicas
lin
  PROGRAMAS ADICIONALES
  bullet Testamentos a bajo costo
lin
  bullet Prevención y Derechos Humanos
  EL ADULTO MAYOR
  bullet Quién es el Adulto Mayor
lin
  bullet Derechos
lin
  bullet Cuidados y Recomendaciones
lin
  bullet Estudios
lin
  bullet Preguntas Frecuentes
lin

transparencia
 
.
 
.
 
.
 

 

visitas
visitas

Los factores que influyen para que un adulto mayor deba recibir atención por parte de un cuidador son:

Físicos

  • Asociados a la edad, deterioro del cuerpo por envejecer.

  • Asociados a enfermedades o inmovilidad.

  • Disminución de la visión y audición. Secuelas neurológicas.

  • Por efectos secundarios de uno o varios medicamentos.

Psicológicos

  • Depresión.

  • Alteraciones de la memoria o de la conducta.

Sociales

  • Escasos recursos económicos.

  • Pobre red de apoyo familiar o social, por abandono.

  • Barreras arquitectónicas.

Un adulto mayor necesita cuidados y ayuda para:

  • Realizar sus actividades diarias de la mejor manera posible.

  • Mantener buen estado de salud y mejorar su calidad de vida.

  • Tomar sus alimentos y medicinas.

  •  Asearse e ir al baño.

  • Trasladarse de un lugar a otro. Socializar con los demás.

  • Disfrutar de un descanso adecuado y dormir bien.

  • Prevenir accidentes y caídas.

Los cuidados incluyen:

Supervisar o ayudar para que:

  • Tomen los alimentos a sus horas y en cantidades adecuadas.

  • Ingieran sus medicinas según las dosis y los horarios indicados por el médico.

  • Practiquen los ejercicios recomendados por el médico.

  • Se aseen adecuadamente.

Conforme con las indicaciones del médico, llevar un registro, por ejemplo, de:

  • Su presión arterial.

  • Su temperatura. Su frecuencia cardiaca.

  • El nivel de glucosa en la sangre (si es necesario).

Observar e informar al médico y familiares los cambios que los adultos mayores muestren en:

  • La piel.

  • El comportamiento en general y en la conducta hacia sus familiares.

  • Una mayor dificultad de sus movimientos.

Auxiliar a los adultos mayores para que:

  • Cuiden de sí mismos con la menor ayuda posible.

  • Lleven una vida en condiciones lo más satisfactorias.

  • Se sientan acompañados y socialicen con sus familiares y vecinos

Las enfermedades crónicas-degenerativas más frecuentes en los Adultos Mayores son:

  • Presión alta.

  • Fallas de corazón.

  • Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica.

  • Bronquitis crónica.

  • Tos crónica o falta de aire.

  • Artritis o reumas.

  • Osteoporosis o huesos débiles.

  • Incontinencia urinaria (salida involuntaria de orina).

  • Infecciones urinarias frecuentes.

  • Problemas de próstata.

  • Cancer de próstata, mama o cólon.

  • Diabetes mellitus.

  • Extreñimiento.

  • Gastritis.

  • Disminución de la visión.

  • Disminución de la audición.

  • Trombosis o Embolias.

  • Parkinson y demensias.

pie
 

Instituto para la Atención de los Adultos Mayores en el Distrito Federal
• Venustiano Carranza no. 49, entre Bolívar e Isabel la Católica • Centro Histórico • Delegación Cuauhtémoc • CP 06000
Teléfono: 5208 35 83 • Correo electrónico: ad_mayor@df.gob.mx